lunes, 1 de junio de 2015

Exposición Designing 007: 50 años de estilo Bond en Madrid



Licencia para vestir. Y es que 50 años de James Bond no es para menos.  El Centro Cultural de la Villa Fernán Gómez acoge una exposición cinéfila, de esas que me encantan, ya lo sabéis. Esta vez, dedicada al agente más famoso de la gran pantalla, nacido de la pluma del escritor  Ian Fleming. Estoy hablando, cómo no, de Bond, James Bond. 


Y si empezamos por una de las piezas más icónicas no podía elegir otra que no fueran estos dos bikinis de dos chicas Bond. En “Muere otro día”, Halle Berry sale del agua con este bikini naranja, con un cinturón blanco y un cuchillo, un guiño absoluto a la primera película de la saga cuando Ursula Andress recreó una escena que todos recordaréis por mítica e inolvidable ¿verdad? 



El bañador de Bond también se adapta a los tiempos y el 007 de Daniel Craig opta por un slip azul claro de GrigioPerla, la línea masculina de la firma de lencería italiana La Perla haciendo de nuevo un guiño al que usara Sean Connnery originariamente.





A lo largo de la exposición, que se divide en varias recreaciones ambientales, se pueden ver más de 500 objetos de las 23 películas que componen la saga. Documentos, maquetas, fotografías, trajes y complementos de vestuario, armas, prototipos, guiones, música y fragmentos de filmes...



James Bond siempre está rodeado de bellas mujeres que, o bien caen en sus redes o le provocan problemas. Son las conocidas chicas Bond que, a día de hoy, suman más de 80. Algunos de los vestidos de estas hermosas mujeres que han ido apareciendo a través de los filmes también pueden verse a lo largo de la muestra junto con sus bocetos.


La exposición recoge desde su primera aparición en las pantallas con "Agente 007 contra el Dr. No" en 1962 hasta "Skyfall" en 2012,  50 años en los que hemos podido ver varios actores encarnando al agente Bond. Aunque mi favorito siempre haya sido Sean Connery, en todas las ocasiones se repetía el mismo glamour y estilo masculino que el personaje requiere.


Todo un icono James Bond, el azul oscuro es su color favorito. A lo largo de las películas evoluciona sin perder su esencia y lleva trajes no cruzados con camisa blanca y una delgada corbata de punto de seda negra, trajes de chaqueta gris, con camisa blanca y corbata azul celeste o trajes de pata de gallo blanco y negro. Por la noche, cuando va al casino, siempre lleva smoking y cuando viste más informal lo hace con camisa negra y sin corbata. Fue el actor Pierce Brosnan, el primer 007 de la historia que vistió de  la casa italiana Brioni, y lo hizo durante varios filmes: "El mañana nunca muere", "El Mundo no es suficiente" o "Muere otro día". Tom Ford también ha sido el encargado de renovar el armario del agente inglés con trajes de día, en tonos grises, negros o azules. Algunos, con discretas rayas en tonos tostados o grisáceos. Todo un gentleman.



Y si de estilo en 360 grados se trata, no se puede olvidar el famoso coche de Bond, un Aston Martin modelo DB5 de 1965 que en 2006 fue vendido en 2 millones de dólares.



Los malos, los buenos, las mujeres fatales...todos tienen su espectacular vestuario expuesto a lo largo del recorrido. Las mujeres, elegantes, exuberantes, con trajes de noche o de fiesta repletos de piedras y brillantes en tonos negros, azules, blancos o rojos y aderezados con joyas de espectacular factura siempre al hilo de las tendencias de cada década.


Según las novelas de Fleming, Bond nació en 1920. De ser una persona real ahora tendría 92 años, con una estatura de 1.83 metros y 75 kg de peso repletos de elegancia indiscutible. Un personaje que se reinventa con cada película sin perder su esencia.




Muere otro día y no te pierdas una exposición de lujo, de esas que te hacen soñar con escenarios increíbles y recordar escenas míticas de una saga imborrable en la historia del cine, con una banda sonora de lujo, de las que dejan huella. Hasta el 30 de agosto en el Fernan Gómez Centro Cultural de la Villa en Madrid.