miércoles, 10 de noviembre de 2010

Arte, artesanía, artistas: Los sombreros de Pablo y Mayaya

Lo que lleve la rubia
Lo reconozco, los complementos me encantan. Zapatos, bolsos, guantes, bufandas, sombreros... Sombreros, sí. Los grandes olvidados y excluidos de nuestros armarios, los causantes de miradas de reojo por la calle, los que aún a día de hoy cuando te los pones, llaman la atención.

Está comprobado, la cultura del sombrero no está aquí tan arraigada como puede estar la de cualquier otro complemento. La razón, no la sé. Pienso que quizá el mayor escollo al que se tienen que enfrentan los sombreros o cualquier complemento para la cabeza es la vergüenza del propio que los lleva. Hay que reivindicar la cultura del sombrero, hombre. Desde una gorra beisbolera a un tocado de lo más sofisticado todo lo que sea ponerse algo en la cabeza se convierte en un elemento imprescindible para completar un look. Y siempre o casi siempre dan un toque de elegancia y distinción que cualquier otro complemento no te aporta.

En Nueva York llega el frío y la gente saca orejeras y gorritos de lo más original, y nadie te mira raro. En París llevar boina es muy chic. Aquí un simple gorro de lana llama la atención. Esto tiene que cambiar. Si llevas un borsalino, ni te cuento. Que alegría me da cuando veo que la gente se anima a colocarse lo que sea en la cabeza.Usar sombreros, saber llevarlos y sobre todo, combinarlos, me dice mucho de las personas. Pero aún hay que trabajar más esto. De hecho, entre mis amigas, creo que sólo dos suelen usarlos, y muy bien por cierto. Y conmigo somos 3. Un cifra baja. 

Sobre estas cosas iba yo pensando en Valladolid este fin de semana. Allí la gente sí suele usar sombreritos y he de decir desde aquí, que visten muy bien las vallisoletanas. Pues bien, cuál fue mi sorpresa al encontrarme con una preciosa exposición en Valladolid, sobre sombreros y tocados. Se trataba de Los sombreros de Pablo y Mayaya en la Sala Municipal de Exposiciones de Las Francesas situada en la Calle Santiago. Una de las calles más comerciales de Valladolid.




Esta pareja, profesional y sentimental llamados Pablo y Mayaya, comenzaron hace 20 años en el mundo de la sombrerería. A día de hoy, son colaboradores habituales de algunos diseñadores españoles, asi como principales vendedores de piezas para aristócratas, famosos y mujeres anónimas que compran sus trabajos en algunas de sus 150 tiendas repartidas por toda España.

Me encanta!!

En 2009 recibieron el Premio al mejor taller artesano de Castilla y León 2009 y el Premio Nacional de artesania al mejor producto artesano. Un metodo de fabricación artesanal y el conocimiento de las últimas tendencias son el tándem perfecto que les ha llevado al éxito. 

Chistera y animal print



Materiales naturales, brillo y formas originales, pero muy ponibles, son los rasgos distintivos de sus trabajos.

Con rejilla, brillo y plumas negras


Algunos de sus diseños son de lo más original. Aquí va una pequeña muestra de ellos:

Luna lunera

Homenaje a Mickey Mouse

Conejito rosa

Para celebrar

Como un gran pavo real

 Ahora, os quiero contar poco de sus inicios. A principios de los 90, Pablo y Mayaya crean un taller artesano de sombreros de alta costura en su ciudad natal, Valladolid. Tras tres años de formación como diseñadores de moda y estilismo , un arduo trabajo de recopilacion de datos sobre el casi extinto oficio de sombrerero les hace juntar los conocimientos necesarios para comenzar a realizar con éxito sus primeras piezas.
De paja y con lazo negro 

Espectacular

Un  par de años mas tarde ya realizaban sombreros para los escaparates de ZARA, tanto en España como en Nueva York y Paris, también para El Corte Inglés y para diversas obras teatrales.
Super chic

Elegante

Un 10



Varios de los asistentes a las bodas de las Infantas y de los Príncipes de Asturias han llevado sus diseños. Poco a poco, Pablo y Mayaya comienzan a colaborar con diseñadores tanto de Gaudí como de Cibeles: Ángel Schelesser, Petro Valverde o Andrés Sarda. De hecho, la colaboración con este último continua hoy en día.

Uno de mis favoritos

Si Carrie Bradshaw lo viera...

 París o Londres han sido testigos de algunas exposiciones de Pablo y Mayaya. Desde 1998 lanzan dos colecciones para la SIMM coincidentes con las dos temporadas p/v y o/i . Esto ha hecho aumentar su producción sin descuidar el aspecto artesanal y único. También realizan tocados de novia y recientemente han sido los elegidos para rematar el look de los desfiles de MANGO en el Macba de Barcelona.
Simplemente geniales

Muy romántico

Para desayunar con diamantes y este sombrero

Sombrereros de oficio y diseñadores de origen, reconocen que siempre que diseñaban ropa completaban el look con un sombrero. Hoy, Pablo y Mayaya son una de las firmas más importantes en el sector.

Para un Total look Femme Fatale
Si tras ver estas fotos os ha entrado el gusanillo de tener alguna pieza suya ellos siguen teniendo su base central en la Calle Bailén de Valladolid. En Madrid el showroom se encuentra en la Calle Ortega y Gasset. Francia, Gran Bretaña, Portugal, Lisboa o Brasil son sólo algunos de los países en donde también se venden sus piezas.

Todo un lujo

Nada que envidiar a Ascott
Muchas son las influencias de estos artistas de la sombrerería. Una que me ha llamado la atención es quizá la influencia del Campo Grande y sus pavos reales. Guiños a estos majestuosos animales resaltan en uno de sus tocados, uno de los que por cierto más me gustaron.

Mi gran favorito:Super lazo y plumas de pavo real

Guapísimo pavo real del Campo Grande de Valladolid
Espero que os haya gustado su trabajo, a mi la verdad que me entusiasmaron. Felicidades desde aquí por estos 20 años de trabajo bien hecho, viendo esta exposición te das cuenta de que la moda también es arte. Gracias a artistas como vosotros, un tocado y un sombrero bien hechos, bien pueden llegar a convertirse en una digna pieza de museo.










3 comentarios:

  1. Son geniales todos, sí!! Besos y gracias!

    ResponderEliminar
  2. Preciosos! Adoro los tocadoss!!

    Qué pena que no podamos llevarlos a menudo!

    ResponderEliminar